Luis Lacalle Pou: “En Uruguay no hay grieta, es una sociedad cohesionada”

Al inaugurar la sexta edición del “America Business Forum” en Punta del Este, este 8 de octubre, el presidente de la República, Luis Lacalle Pou, afirmó que Uruguay es un pueblo muy cohesionado y sin grietas. En relación con el Mercosur, expresó que al país no le hace bien una región compleja, sino que para su crecimiento necesita de un entorno saludable.

En la apertura del encuentro, Lacalle Pou estuvo acompañado por la vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón; el ministro de Turismo, Tabaré Viera; el subsecretario del Interior, Guillermo Maciel; el intendente de Maldonado, Enrique Antía, y el presidente del America Business Forum, Ignacio González, entre otras autoridades y personalidades nacionales y extranjeras. 

El evento fue conducido por el periodista y escritor Ismael Cala y el cierre estuvo a cargo de la conductora de televisión argentina Susana Giménez. En esta edición, la cuarta que se realiza en Punta del Este, expuso la ministra de Economía, Azucena Arbeleche; el doctor en Biología Molecular, Estanislao Bachrach; el exfutbolista Juan Sebastián Verón; el presidente del unicornio dLocal, Jacobo Singer, y el fundador del unicornio Ualá, Pierpaolo Barbieri. 

En su charla con Ignacio González, en el Centro de Convenciones del balneario esteño, y consultado sobre las decisiones que debió tomar al inicio del gobierno para atender la pandemia, Lacalle Pou dijo que, al no existir manuales ni fórmulas únicas, las definiciones fueron a la medida del país. 

Indicó que el fin de semana del 21 y 22 de marzo de 2020, a días de constatarse la crisis sanitaria, fue clave en la toma de decisiones y afirmó que los uruguayos demostraron su capacidad de ejercer la libertad con responsabilidad y solidaridad. En esa línea, remarcó los gestos y actitudes de quienes ayudaron a Uruguay desde su lugar, “estuvo inundado el país de eso”.

En otro orden, valoró la negociación para adquirir las vacunas a través del equipo de gobierno. Recordó que Uruguay apeló al mecanismo del Fondo de Acceso Global para Vacunas contra la COVID-19 de la Organización Mundial de la Salud, pero que no funcionó.

En la exposición, el mandatario reseñó que se tomaron medidas, previstas en el plan de gobierno, aún en la coyuntura de crisis sanitaria, como, por ejemplo, las residencias fiscales, la promoción de la construcción y la ley de urgente consideración (LUC). En relación con esta normativa, aseveró: “Es una buena ley y la vamos a defender. Está vigente hace más de un año, que alguien me diga cuál es el efecto negativo”.

Lacalle Pou sostuvo que las personas buscan seguridad en una sociedad cada vez más compleja. Agregó que, en el mundo de hoy, Uruguay ofrece paz, tranquilidad y confianza, y que eso lo han asegurado los presidentes que pasaron y lo harán los que vendrán.

Subrayó que nuestro país será el lugar de llegada de muchas personas que disfrutarán la libertad en círculos concéntricos, respetando las creencias propias sin lugar a censuras ni miedos. Remarcó que Uruguay brinda salud, educación y fuentes de trabajo para poder desarrollarse.

Consultado acerca del rol de nuestro país en América Latina, afirmó que es un pueblo muy cohesionado y sin grietas. Explicó que en Uruguay no existirá grieta ni aun cuando el sistema político lo quiera. Añadió que, en las discusiones de los uruguayos, “la sangre nunca llega al río”.

Con respecto al Mercosur, expresó que al país no le hace bien una región compleja, que para su crecimiento necesita de un entorno saludable. Subrayó que el bloque es el “granero del mundo” y que debe abrirse al comercio internacional. 

Enfatizó en su obsesión de abrir el país al mundo porque cree en el trabajo de los uruguayos y en que “se jugará en cancha grande para dar un salto” en los próximos años. 

Lacalle Pou reflexionó que a los países los hacen grandes sus ciudadanos, “su gente, no sus gobernantes”, y que, por esa razón, Uruguay seguirá siendo un ejemplo en el mundo. Es un país sólido, porque fue construido de manera colectiva, por varios partidos políticos, y su presidente no tiene complejos refundacionales ni pretende cambiar una mitad de la sociedad por la otra, manifestó.

“Hay que zurcir la sociedad en el centro”, subrayó. “Aprendí  a ser firme con las ideas y suave con las personas”, declaró.

Subrayó que su equipo de gobierno está muy comprometido con el bienestar del país y que no se puede engañar a la ciudadanía. “La mejor forma es ser uno mismo. No me pongo caretas”, ponderó.

Más Noticias