UTE inauguró obras para el acceso seguro de energía eléctrica a 130 familias de Pando

Autoridades de la empresa estatal UTE realizaron, este viernes 28, inauguraciones de obras para mejorar la calidad de vida y atención de clientes de Canelones. Los trabajos permitirán la regularización en el acceso a la energía eléctrica de 130 hogares del barrio El Talar, en Pando; la inauguración de una estación transformadora de electricidad en Shangrilá y obras en el distrito Atlántida del ente energético.

En la mañana, en el balneario de Shangrilá, departamento de Canelones, el directorio de UTE inauguró la estación transformadora 30/15 kV Venusa. Esta obra implicó una inversión de 1,5 millones de dólares y mejorará, de manera directa, el servicio de 6.300 clientes de la zona y, de forma indirecta, el de 12.000 de Colonia Nicolich, San José de Carrasco y Solymar. 

Participaron de la actividad la presidenta de UTE, Silvia Emaldi; los integrantes del directorio Felipe Algorta, Fernanda Cardona, y Enrique Pées Boz; el subsecretario de Vivienda y Ordenamiento Territorial, Tabaré Hackenbruch, y la alcaldesa de Ciudad de la Costa, Sonia Misirián. 

En declaraciones a la prensa, Emaldi, señaló la importancia de este insumo que permitirá la transformación de la red de media a baja tensión. Además, recordó que la tecnología que se incorpora permitirá realizar maniobras a distancia.

Asimismo, destacó que, al finalizar el 2022, las inversiones realizadas en el departamento de Canelones llegarán a los 18 millones de dólares y que fueron concebidas para acompañar el crecimiento del departamento.

En horas del mediodía, las autoridades se trasladaron al balneario Las Toscas, donde inauguraron el distrito Atlántida, establecimiento en el que se desempeñarán unos 50 funcionarios integrantes de brigadas y cuadrillas. Emaldi informó que desde el lugar se atiende a 1000.000 clientes en una extensión que abarca la zona comprendida entre Parque Roosevelt y el límite con Maldonado. 

En la tarde, la delegación llegó al barrio El Talar, en la ciudad de Pando, donde inauguró una serie de obras de electrificación en el marco del Programa de Inclusión Social. También participó de la actividad el ministro de Desarrollo Social, Martín Lema.

Las mejoras consisten en regularizar el acceso a energía eléctrica de forma segura para 130 familias compuestas por unas 400 personas, de las que la mitad son niños y adolescentes. Estos núcleos familiares serán beneficiarios, además, del Bono Social, a través del que percibirán descuentos de entre 80 y 90% en el pago de sus facturas. En este sentido, Emaldi informó que actualmente 134.000 hogares son contemplados con la bonificación, entre los que destacó a los usuarios de los programas del Ministerio de Desarrollo Social Tarjeta Uruguay Social, Asignación Familiar-Plan de Equidad y Asistencia a la Vejez. 

La jerarca explicó que el objetivo de estas acciones es lograr que las personas se mantengan dentro del sistema formal. Comentó que a través del equipo de inclusión social de UTE se realizan talleres con los vecinos, en los que se informa acerca de la eficiencia energética. También mencionó que UTE destina 40 millones de dólares al año para las bonificaciones otorgadas, y que se espera culminar este año con 10.800 regularizaciones realizadas.

Por su parte, el ministro Lema destacó que unas 5.000 personas de la zona cuentan con el beneficio del Bono Social de Energía Eléctrica y más de 20.000 lo poseen en el departamento. Destacó que esa medida comenzó a implementarse en enero de este año y recordó que se superaron los 134.000 hogares en situación de vulnerabilidad, en todo el país, que reciben este beneficio. Asimismo, resaltó que el trabajo conjunto entre las instituciones fortalece la atención de los usuarios.

Durante la actividad, los vecinos del barrio El Talar recibieron un kit compuesto por lámparas led y material educativo.

Nuevas acciones para clientes 

Por otra parte, la titular de UTE sostuvo que se desarrolla en todo el territorio un importante plan de obras, que para 2023 implicará una inversión de 230 millones de dólares. Esto permitirá un aumento de la infraestructura de transmisión y distribución de energía, y la instalación de medidores inteligentes. El objetivo es que a fines de 2024 todos los clientes cuenten con estos medidores. 

Además, UTE analiza la posibilidad de brindar como opción el pago de un mismo valor de cuota mensual por consumo de energía eléctrica a clientes que deseen planificar su economía familiar anual. Esto se realizaría tras tomar como base los consumos del año anterior y realizar ajustes al alza o a la baja. En caso de que la empresa incorpore esta tarifa, la adhesión de los clientes será opcional. 

NOTICIAS 24

Artículo Anterior Artículo Siguiente