Uruguay inmuniza gracias a las vacunas de Pfizer que la Argentina dejó pasar, dice La Nación

Publicar un comentario
El medio argentino destaca la gestión personal realizada por el presidente Luis Lacalle Pou.


Las idas y vueltas de la Argentina para adquirir dosis de Pfizer abrieron una oportunidad providencial para Uruguay; el caso retrata los problemas de gestión de la administración Fernández, indica el medio Argentino.

Lacalle Pou hizo una gestión personal con las autoridades del laboratorio en Buenos Aires en diciembre cuando empezó a trabarse la negociación del gobierno de Fernández

La oferta del laboratorio fue por 13,3 millones de vacunas. Pero durante meses, el gobierno argentino no le respondió a Pfizer. Ni por sí, ni por no. Solo silencio y regateos, pero para reducir la cantidad de dosis. Hasta que fue demasiado tarde. Entonces, Uruguay aprovechó la oportunidad y ahora puede inmunizar con las vacunas que dejó pasar la Argentina.

A mediados de diciembre, el presidente Luis Lacalle Pou levantó el teléfono y llamó desde su celular a Buenos Aires. Logró así abrir las puertas que lo llevaron a acceder a 2 millones de vacunas para su país, con una negociación que se extendió poco menos de un mes desde que estableció el contacto con el consorcio farmacéutico norteamericano-alemán.

Según relataron altas fuentes públicas y privadas argentinas y uruguayas a LA NACIÓN, el punto de inflexión ocurrió cerca de las fiestas de fin de año. Mientras el gobierno de Fernández continuaba en un ida y vuelta con ese laboratorio, Lacalle Pou contactó a la cúpula de Pfizer en la Argentina y les pidió su ayuda para acceder a vacunas.

La llamada del mandatario uruguayo resultó de una notable eficacia. En menos de un mes, su país firmó un contrato para adquirir dos millones de dosis, que acaba de ser ampliado para la compra de un millón más. El 24 de diciembre se firmó el acuerdo de confidencialidad.

Más Noticias

Publicar un comentario