Canelones - El 30 % de casos son de brotes intrafamiliares en Pando, Sauce, Canelones, Ciudad de la Costa y Santa Lucía

 Autoridades nacionales, departamentales e integrantes del Comité Departamental de Emergencias (CDE) y del Centro Coordinador de Emergencias Departamental (CECOED) de Canelones se reunieron este jueves con el objetivo de analizar la situación sanitaria por COVID-19 y por el déficit hídrico. La reunión de trabajo se realizó en la sala de Beto Satragni del Complejo Cultural Politeama - Teatro Atahualpa del Cioppo, de la ciudad de Canelones.




En este contexto, las autoridades nacionales destacaron el trabajo realizado por el CDE y el CECOED y valoraron la cooperación interinstitucional en el abordaje de las medidas sanitarias que se implementaron a modo de evitar la expansión del COVID-19.


El coordinador del CECOED, Leonardo Herou, presentó un extenso informe que jerarquiza la articulación interinstitucional a nivel de territorio, donde se destaca el papel de los municipios a través de los Comité de Emergencias Municipales.


“En cada uno de los 30 municipios, se fueron fortaleciendo las capacidades en gestión de riesgo, y en estos meses hemos ido especializándonos en cuatro grandes áreas de trabajo: por un lado, todo lo que ha sido la coordinación vinculada a los aspectos sanitarios de esta emergencia, con el liderazgo técnico del Ministerio de Salud Pública, la autoridad competente que es quien marca las directivas, y desde CECOED con un despliegue importante para asegurar que los recursos estén disponibles para que dichos lineamientos se puedan cumplir de forma eficiente”, manifestó Herou.


El segundo aspecto que mencionó el coordinador fue todo el apoyo económico que se le otorgó a la población más vulnerable del departamento con la implementación de la entrega de canastas, el apoyo a las iniciativas solidarias y la entrega de la tarjeta solidaria.


Otro aspecto clave ha sido el control de las actividades sociales, con prefectura en la zona costera, la policía y otros actores institucionales, de acuerdo a su área de competencia.


Agregó, además, que el trabajo con los alcaldes y alcaldesas de cada municipio es fundamental para abordar las siguientes etapas de prevención de la enfermedad. 


En este sentido, es importante coordinar el flujo de la información en tiempo real, a modo de que a nivel local se pueda ajustar el plan de trabajo relacionado al control, la comunicación y la educación para que entre todos y todas podamos controlar esta etapa sanitaria tan compleja, hasta la llegada de la vacuna, según lo señalado por el coordinador de CECOED.


En este contexto de pandemia, se plantea como prioritario el rol de los comité municipales. Es necesario su fortalecimiento con recursos y especial atención en el acceso a la información sobre los focos.


Durante la exposición del informe, también se expuso todo el trabajo vinculado a la prevención de incendios y a la implementación de medidas de mitigación para afrontar el déficit hídrico en un escenario poco alentador para los próximos meses, que está afectando particularmente a familias que viven en zonas rurales y que se quedan sin agua para consumo humano.


Según se informó, actualmente se está trabajando de forma coordinada en la logística de apoyo a las 200 familias que requieren agua para beber, más allá del apoyo que se está brindando al sector productivo.


Por su parte, el director nacional del Sistema Nacional de Emergencias, Sergio Rico, destacó el compromiso de trabajo que ha demostrado el CDE de Canelones.


El secretario general de Presidencia, Álvaro Delgado, en otro orden, aseguró que están dadas las condiciones para un verano seguro, con guías prácticas para el buen uso y con garantías sanitarias en todos los espacios públicos, incluyendo las playas. Exhortó una vez más a la población a que tome las medidas necesarias para evitar la propagación del virus e hizo énfasis en el involucramiento de los jóvenes para que lideren el proceso de cambio cultural para la prevención, apelando al compromiso y al uso responsable y solidario de la libertad.


En esta línea, el ministro de Salud, Daniel Salinas, señaló que, a pesar de que en Canelones la situación está bastante controlada, ya que el 70% de los casos activos está vinculado de la Escuela Militar y el 30 % restante está distribuido en brotes intrafamiliares en las ciudades de Pando, Sauce, Canelones, Ciudad de la Costa y Santa Lucía, es importante que extrememos las precauciones por parte de la población cumpliendo con las medidas sanitarias para asegurar la contención y la mitigación de la enfermedad. Destacó, además, el compromiso del gobierno departamental, que ha sido permanente, tanto en las medidas como en la fiscalización.


El prosecretario general del Gobierno de Canelones, Dr.Esc. Francisco Legnani, manifestó que Uruguay aprendió de las experiencias de otros países y pudo aplicar las medidas necesarias. "Tenemos que controlar lo que se viene, que es el verano, pero no en el día, sino luego que baja el sol. Se debe tomar conciencia, sobre todo por nuestros  mayores". 


Finalmente, el intendente de Canelones, Mtro. Tabaré Costa, asumió el compromiso de trabajar en los objetivos planteados por parte del gobierno nacional, reafirmando y consolidando las medidas que se han desarrollado en el trabajo con la ciudadanía.




Publicar un comentario

0 Comentarios